Noticia: Marcano dice que el derribo de las naves de Antonio López es una actuación “fundamental” para Santander y ofrece la colaboración del Gobierno autonómico

El consejero de Industria asiste al inicio del derribo de los tinglados del puerto de Santander, junto a la alcaldesa y el presidente de la Autoridad Portuaria

antander – 28.05.2021

El consejero de Industria, Turismo, Innovación, Transporte y Comercio, Francisco Javier López Marcano, junto a la alcaldesa de Santander, Gema Igual, y el presidente de la Autoridad Portuaria, Francisco Martín, ha asistido hoy al inicio de las obras de derribo de los tinglados portuarios de la calle Antonio López, que supondrán ensanchar la ciudad y ampliar para el disfrute de los vecinos y visitantes más 2.500 metros cuadrados.

Marcano, también vicepresidente del Puerto de Santander, ha valorado el alcance de esta obra, que ha considerado “fundamental” para mejorar la calidad de vida de los santanderinos, y ha destacado la “fusión” de intereses entre el Autoridad Portuaria y el Ayuntamiento de Santander para hacer realidad este proyecto.

Del mismo modo, ha ofrecido la colaboración del Gobierno de Cantabria en otros proyectos de colaboración institucional entre el Ayuntamiento y la Autoridad Portuaria. “Puede que nos toque coparticipar y lo haremos cuando sea necesario”, ha dicho hoy el consejero en este acto, al que ha asistido también un grupo de vecinos de la zona.

Por su parte, el presidente de la Autoridad Portuaria ha mostrado su satisfacción por dar respuesta a una demanda vecinal y ha señalado que el puerto de Santander cede un espacio que “no es imprescindible” y ayuda a “ensanchar” la ciudad. “El puerto cede espacio, pero todos ganamos”, ha remachado Martín, quien ha recordado que la Autoridad Portuaria ha destinado 2 millones de euros en los necesarios traslados de servicios portuarios de los tinglados a otros lugares de la instalación.

Igualmente, ha destacado su compromiso por seguir mejorando este espacio, por lo que se procederá ahora al derribo del resto de naves en desuso del frente de Antonio López para así mejorar las vistas a los vecinos.

Según ha dicho, se trata de un proceso de restitución y devolver a los residentes y vecinos las molestias generadas por el Puerto en todos estos años y recuperar el frente marítimo de Santander.

La alcaldesa de Santander ha señalado que es un “día muy importante” para la ciudad y, sobre todo, para los 20.000 vecinos que residen en la zona, y ha valorado la continuidad del paseo marítimo entre el Barrio Pesquero y el Sardinero. Según ha recordado, la colaboración institucional entre Santander y el Puerto ha supuesto que los santanderinos puedan disfrutar de 75.000 metros cuadrados liberados de espacios cedidos.

2.500 metros cuadrados liberados

El proyecto es fruto del convenio existente entre el Ayuntamiento y el Puerto (suscrito en octubre de 2018), y permite liberar 2.500 metros cuadrados más de espacios portuarios para uso y disfrute de los vecinos.

El Ayuntamiento ha adjudicado a SIEC los trabajos de derribo y la posterior urbanización del espacio liberado en Antonio López, por un presupuesto de 1.500.400 euros y un plazo de ejecución de nueve meses, mientras que la Autoridad Portuaria corre a cargo del traslado de las dependencias portuarias que ocupaban estos tinglados.

Los nuevos terrenos liberados permitirán que la calle, -que actualmente tiene una anchura de 14 metros-, gane 8,5 metros más hasta situarse en los 22,5 metros, una superficie que se añadirá a la acera que discurre junto a los edificios para conseguir un gran paseo peatonal en el que se incorporarán zonas estanciales, áreas verdes y nuevo arbolado.

La Autoridad Portuaria ha traslado los servicios que la APS albergaba en los tinglados (Mantenimiento, Compras y Motoras) a las nuevas instalaciones acondicionadas en la C/ Rio Miera del polígono de Wissocq, El nuevo edificio de la Autoridad Portuaria, ha supuesto una inversión de más de 1,4 millones de euros y se ha construido en dos fases. Una primera, en la que se abordó la demolición de parte de las instalaciones de la antigua nave de Gerposa y se reconstruyó la calle Rio Miera y una segunda fase en la se acondicionó el interior y parte de la fachada para acoger todos los servicios que hasta ahora se venían prestando en Antonio López.

El nuevo edificio cuenta con una superficie de 4.101 metros cuadrados y que albergan ya los departamentos de mantenimiento, compras y motoras y en las que talleres y sindicatos cuentan también con su propio espacio.

La APS ha tenido, además, que reordenar sus aparcamientos señalizando nuevas plazas junto al muelle de Maliaño, por delante de la sala multiusos, además de las ya disponibles alrededor del tinglado V.  Una vez finalizadas las obras, el personal de la APS recuperara zona de aparcamiento junto al nuevo cerramiento de la C/ Antonio López.

Anexos:

14633689