GANADERÍA

Noticia: La Consejería de Ganadería, Agricultura y Pesca confirma un nuevo caso de encefalopatía espongiforme

Fecha de publicación: 19/09/2003

Cantabria se encuentra muy por debajo del resto de comunidades ganaderas en cuanto a reses afectadas por el mal

Santander- 19.09.2003.

La Consejería de Ganadería, Agricultura y Pesca ha confirmado un nuevo caso de encefalopatía espongiforme, más conocido como enfermedad de las vacas locas.

El 10 de septiembre de 2003, el Laboratorio de Sanidad y Control de la Consejería de Ganadería emitió un resultado positivo en las pruebas de diagnóstico de Encefalopatía Espongiforme Bovina mediante el test Prionics de una res sacrificada en Cantabria.

El diagnóstico fue confirmado en primer lugar por el Laboratorio Central de Veterinaria del Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación, mediante las técnicas rápidas post-morten, y finalmente por el Centro Nacional de Referencia de Encefalopatías Espongiformes Transmisibles de la Facultad de Zaragoza, el 17 de septiembre de 2003.

La res bovina afectada corresponde a una hembra nacida en 1995, que ha sido criada en la explotación de la que formaba parte en el momento de la detección de la enfermedad, una ganadería extensiva de producción cárnica, integrada por únicamente por dos reses.

A la vista de los resultados obtenidos se han adoptado las medidas previstas en el Real Decreto 3454/200, de 22 de diciembre, encaminadas a la extinción del foco.

Este es el segundo caso detectado este año en la región, lo que confirma una tendencia al descenso del total de vacunos afectados, en contra de las expectativas de los expertos que auguraban un crecimiento del número de casos hasta 2005.

Cantabria se encuentra muy por debajo del resto de comunidades ganaderas en cuanto a reses afectadas por el mal, siendo esta una región que a través del censo ganadero examina la totalidad de cabezas existentes. Además, Cantabria, no sólo controla el estado sanitario del ganado, sino que, desde el año 1966, se están realizando análisis en los almacenes de piensos que alberguen más de 1.300.000 kilos de alimento animal.

De las más de 310.000 cabezas de ganado vacuno existentes en la Comunidad, la aparición de dos reses con encefalopatía espongiforme supone un 1,1 por diez mil frente al 2,5 de Galicia; el 3,7 de Asturias, o el 3,2 de Castilla y León.

Desde la Consejería de Ganadería se garantiza que la carne que se pone a disposición de los consumidores en Cantabria goza de todas las garantías sanitarias, al cumplirse, rigurosamente, la normativa europea sobre el control sanitario del ganado, postura que avalan los certificados expedidos por los veterinarios cántabros.

2751069