Visor de contenido web

Sanidad contará en 2017 con un presupuesto próximo a 825 millones de euros continuando así el incremento progresivo de los dos últimos años

La consejera María Luisa Real ha anunciado el plan de renovación tecnológica para los hospitales públicos de Cantabria, a desarrollar durante el próximo año

Santander- 04.01.2017

La consejera de Sanidad, María Luisa Real, ha asegurado que con el presupuesto previsto para el ejercicio 2017 la Consejería de Sanidad persistirá en las líneas de acción fundamentales planteadas al inicio de la presente legislatura y ya iniciadas en 2016: lucha contra las desigualdades en salud, la atención a la cronicidad y la mejora de la calidad asistencial.

Dispondrá para ello de 824.906.103 euros, un 2,38 % más que la cantidad que se presupuestó para el ejercicio anterior.

Desglosada esta cuantía por secciones presupuestarias, al Servicio Cántabro de Salud (SCS) le corresponden 805.614.643 euros (un 2,34% más que en 2016) y a la Consejería de Sanidad 19.291.460 euros, que representa un incremento de 3,72%.

María Luisa Real, que hoy ha hecho la presentación pública de la previsión presupuestaria de su departamento, ha puesto de relieve el "aumento progresivo" de la partida destinada a Sanidad durante estos dos últimos años tras "años de paulatino descenso del incremento anual" durante el anterior gobierno.

Consejería de Sanidad

La Dirección General de Salud Pública experimenta un incremento del 7,03%, prueba de "nuestro firme compromiso con las políticas de salud pública", según ha manifestado la consejera, quien ha afirmado también que, frente a las desigualdades en salud por razón de género, se cuenta con un Plan de salud para las Mujeres dotado con 84.000 euros.

Ha anunciado además que, tras la revisión de todos los protocolos "paralizados durante los años anteriores", se pondrá en marcha uno nuevo para la atención sanitaria a mujeres víctimas de agresiones sexuales.

Los programas de cribado adquieren también una importancia fundamental durante el próximo periodo presupuestario y, con el fin de garantizar el cumplimiento de calidad exigido en el ámbito europeo, el programa de salud pública en la asistencia sanitaria pasa de 281.357 a 431.357 euros, con un incremento, por tanto, del 53%.

La Consejería de Sanidad, ha dicho Real en otro momento, está comprometida con el "objetivo de disminuir el uso de todas las drogas", especialmente en menores y jóvenes. Por ello ha dispuesto diferentes partidas, hasta sumar 517.800 euros, al desarrollo de programas sobre drogas. Otro tanto sucede con el Plan de Prevención y Control del Tabaquismo, dotado con 36.000 euros.

El apartado de vacunación ha experimentado igualmente un aumento notable en su consignación, con un aumento del 26,43% en relación con el año 2016, hasta alcanzar una cifra cercana a los tres millones de euros.

En cuanto a la salud laboral, tal y como ha anunciado la consejera, se va a establecer un sistema centinela de notificación de patologías de origen laboral, participando así activamente en el desarrollo de la Estrategia Cántabra de Seguridad y Salud en el Trabajo.

Además, igualmente dentro del ámbito de la salud pública, la partida destinada a los programas de salud alimentaria, 59.000 euros, registra un incremento del 300%. Por otro lado, se está procediendo a la renovación de la dotación tecnológica del Laboratorio de Salud Pública, para un mejor control de los riesgos para la salud, especialmente en el agua de consumo humano, de los alimentos y de aguas marinas.

A través de su otra Dirección General, la de Ordenación y Atención Sanitaria, la Consejería de Sanidad va a disponer de una partida de 4.940.451 euros que, en comparación con la del año 2016, representa un incremento del 0,24%.

La parte más relevante de la misma, 2.019.000 euros, tiene como destino el IDIVAL (Instituto de Investigación Marqués de Valdecilla), fiel reflejo de "nuestro compromiso con la investigación en salud y la apuesta por la calidad asistencial", en palabras de María Luisa Real.

Esta Dirección General continuará dando prioridad al desarrollo de herramientas informáticas para un mejor análisis de los datos e indicadores necesarios para planificar cualquier actuación sanitaria.  Así, se destinarán 50.000 euros a nuevos recursos y herramientas informáticas de conexión entre el INSS, la Inspección sanitaria y el SCS, a fin de desarrollar el nuevo convenio para la mejora de la gestión de la Incapacidad Temporal.

Para la creación del Registro de Profesionales Sanitarios, cuyos trabajos culminarán pronto, se han consignado 40.000 euros. Además, desde esta Dirección General se seguirá colaborando con los Colegios profesionales y, por otro lado, se contempla el establecimiento de subvenciones para actividades de interés sanitario, dotadas con 25.000 euros.

La consejera de Sanidad ha reseñado también el programa gestionado desde la Secretaría General, que contará con 5.232.821 euros destinados a facilitar la labor de los servicios transversales de la Administración Sanitaria.

18,5 millones más para el Servicio Cántabro de Salud

Como organismo encargado de la provisión de los servicios de salud, el Servicio Cántabro de Salud (SCS) va a disponer en 2017, para realizar sus funciones, de 805.614.643 euros, 18,5 millones más que el pasado año.

Por capítulos, el capítulo 1 de gastos de personal representa casi la mitad del presupuesto del SCS (48,26%), situándose el próximo año en 389.270.889, lo que representa un incremento del 1,36%.

Dentro del SCS la mayor partida presupuestaria, 374.995.859 euros, corresponde al Hospital Universitario Marqués de Valdecilla (HUMV), que ve así incrementada su consignación en un 2,74%.

El Hospital Sierrallana dispondrá de 80.817.000 euros (incremento del 1,82%) y el Hospital Comarcal de Laredo, de 47.507.664 euros (incremento del 4,96%).

La Gerencia de Atención Primaria registra un aumento del 2,65% en su presupuesto, que en 2017 será de 131.677.850 euros.

La Dirección Gerencia del SCS, por su parte, contará con 170.616.260 euros, un 0,80% más que en el ejercicio anterior.

El SCS, ha señalado la consejera, continuará en 2017 la gestión de la compra centralizada del material sanitario y de la farmacia hospitalaria, a fin de homogeneizar los productos a utilizar en todos los centros y conseguir una gestión más eficiente.

En cuanto al transporte sanitario, con un presupuesto de 9.460.000 euros y un aumento del 4,47%, se va aumentar el número o la cobertura de los vehículos de transporte sanitario de Castro Urdiales, Potes, Meruelo, Polientes, Arenas de Iguña y Puentenansa.

Renovación tecnológica en los hospitales

María Luisa Real, quien también ha anunciado que el Contrato Público Privado de Valdecilla estará dotado con 44.900.000 euros, equivalente al 12% del presupuesto total del hospital, ha explicado durante el acto de presentación que el aumento de 9.999.000 euros en la partida destinada al HUMV se debe "a la renovación tecnológica prevista para 2017" en este hospital de referencia, y que se extenderá asimismo a los otros hospitales públicos de Cantabria.

En el HUMV se van a renovar o añadir, 1 acelerador lineal, 1 equipo de RNM, un TAC de doble tubo, una gammacámara, 6 ecógrafos de alta gama, 4 equipos de anestesia, un robot de farmacia para citostáticos y un nuevo equipo PET-TAC. Igualmente, se incorporará un nuevo robot quirúrgico que, en palabras de la consejera, "permitirá a Valdecilla seguir siendo un hospital de referencia en cirugía mínimamente invasiva" y expandir esta a otros servicios del hospital.

Por su parte, el Hospital de Laredo renovará un equipo de TC y, por primera vez, incorpora un equipo de Resonancia Nuclear Magnética, que dará asistencia con esta técnica radiológica a los pacientes del área de salud de Laredo, que hasta ahora tenían que desplazarse a Santander para ello.

Infraestructuras sanitarias

Una parte importante de las inversiones sanitarias se concentran en las infraestructuras sanitarias.

Así, durante 2017 se va a iniciar la construcción del nuevo Centro de Salud de Santoña y de los consultorios de Luena, Mirones y Bareyo, junto a la remodelación de otros consultorios y centros de salud.

También durante 2017 se van a iniciar las actuaciones contempladas en los planes funcionales de los hospitales de Sierrallana y de Laredo, recientemente aprobados, con la construcción del edificio de consultas y la ampliación del aparcamiento en Sierrallana, y de la nueva construcción que albergará el nuevo bloque quirúrgico, en el caso del hospital de Laredo. 

Finalmente, la consejera de Sanidad ha reiterado el compromiso de su departamento "con la solidaridad", tanto hacia las personas en riesgo de exclusión social de nuestra comunidad como con las de otros países que viven trágicas situaciones humanas. Por ello, se están impulsando actuaciones en materia de cooperación y ayuda sanitaria.

De la misma forma, la Consejería de Sanidad contribuye al Plan de Emergencia Social de Cantabria, dedicando una partida de 30.000 euros a atender necesidades de suplementos dietéticos y nutricionales, y otra de 45.000 para atender necesidades farmacéuticas y ortoprotésicas. Además, desde el SCS, se incluyen las prestaciones a pacientes con aportación cero en tarjeta sanitaria y los incluidos en la asistencia sanitaria en el ámbito de Cantabria según Orden SAN/38/2015, que supone una cuantía total de 775.000 euros.

4471592